Desde Dentro

Webel | El marketplace más rápido de servicios del hogar

En este Desde Dentro, nos metemos hasta la cocina de Webel. Un marketplace en el que se puede contratar servicios del hogar de una manera, sencilla, barata y rápida.

Webel nació en 2019 y desde el inicio ha sido el ejemplo perfecto de como sacar un buen MVP para luego pivotar a un producto final sólido. A día de hoy ya cuenta con más de 20.000 usuarios en su marketplace. Nacho Tejero, CEO de Webel, nos lo cuenta Desde Dentro.

¿Cómo explicarías lo que hace Webel?

Aunque odie este tipo de comparaciones, la forma más rápida de definir qué hace Webel para que se pueda entender es que es “El Airbnb de los Servicios en el Domicilio”. Digamos que Webel es la plataforma a través de la cual las personas que necesitan casi cualquier servicio realizable en el domicilio (i.e limpieza, clases particulares, belleza…) encuentran profesionales de confianza para llevar a cabo estas tareas, actuando Webel como un intermediario entre las dos partes en todas las fases de la contratación: búsqueda, comparación, contratación, pago y valoración.

¿Qué valor diferencial tiene Webel?

Webel es la solución más rápida a nivel mundial para reservar servicios en el domicilio, multiplicando x30 la velocidad de contratación de nuestro mayor competidor (Thumbtack, en EEUU y con casi 2 mil millones de valoración). Literalmente, en menos de 1 minuto, puedes contratar a un profesional para que venga a limpiar tu casa, montar un mueble o hacerte las uñas, por ejemplo.

¿Cómo lo hacemos? Únicamente ofrecemos servicios que son homogéneos (i.e limpieza) en los que se puede conocer, antes de la reserva, precio y duración del servicio (siguiendo el ejemplo de limpieza, el precio es la tarifa establecida por el profesional y la duración las horas contratadas por el cliente). De este modo, con la disponibilidad actualizada de los profesionales, permitimos que los clientes puedan reservar estos servicios directamente en la agenda de los profesionales, haciendo así que sea posible una reserva inmediata de estos servicios.

Esta solución, por ahora, es única a nivel mundial. Nadie ha hecho este approach, lo que nos permite ser la solución más rápida a nivel mundial.

¿Qué ha supuesto la versión 2.0 en vuestro modus operandi?

Ha sido una revolución.

Siempre tuvimos claro que la versión 1.0 (que se basaba en crear solicitudes que eran presupuestadas) era transitoria, pero estratégicamente como MVP era muy potente por que nos permitía obtener mucha información de los clientes (ya que tenían que rellenar un formulario para cada solicitud) así como conseguir una liquidez brutal en el lado de la oferta (no teníamos ni un duro, y lo que hacíamos era que, cuando había una nueva solicitud, nos poníamos a llamar como locos hasta que tenía 3-4 presupuestos).

Ahora estamos en un proceso de adaptación porque a la gente le choca mucho que no haga falta ni chatear para contratar estos servicios. Al final, están acostumbrados a tener que cerrar todos los detalles por el chat de la plataforma en cuestión (o incluso por Whatsapp) y cuando reservan sus servicios a través de Webel por primera vez muchas veces nos escriben preocupados como si tuviesen que aclarar algo más, cuando realmente ya está todo controlado. Lo tremendamente positivo es que, por ahora, todos los clientes que la han probado han puesto 5 estrellas y las encuestas de satisfacción son espectaculares.

¿Qué destacarías del equipo que compone Webel?

Talento y determinación, sin ninguna duda. Desde que empecé esta aventura, supe que tenía que rodearme de gente que reuniese, principalmente, esas 2 cualidades, por 2 motivos:

  1. Las startups tienen que resolver problemas que no tienen solución (si la tienen, entonces es que no estás innovando). Las personas que mejor resuelven problemas que no han sido resueltos anteriormente son las personas inteligentes. Sin ninguna duda.
  2. Esto es una montaña rusa. La determinación es fundamental para que los obstáculos no solo no te frenen, sino que te motiven. En nuestro caso no teníamos dinero, no teníamos experiencia y vino el COVID. Era la excusa perfecta para tirar la toalla… O para dejarse la piel más que nunca. ¿El resultado? Conseguimos cerrar nuestra primera ronda de inversión de 280.000€ en plena pandemia.
    1. ¿Qué hitos ha conseguido Webel hasta el momento?

      En nuestro primer año y 3 meses, ya se han solicitado +7.000 servicios en la plataforma y tenemos +20.000 usuarios, además de tener presencia en Madrid, Barcelona y Zaragoza. Todo esto mientras terminábamos la carrera y sin gastar ni un euro en publicidad.

      Pero, si soy sincero, ahora mismo no estamos enfocados en datos absolutos, sino en un dato relativo: el % de repetición de nuestros clientes. Queremos demostrar que podemos construir “un cubo sin agujeros” antes de echar ni una “gota de agua”. Al final esto no se trata de conseguir 1.000.000 de clientes, sino que cada cliente que consigas, sea un cliente fiel. Esto es lo único que te va a permitir ser rentable en el largo plazo.

      ¿Cuál fue el momento clave para el despegue de Webel?

      Creo que Webel no ha despegado todavía.

      Podemos pecar de ambiciosos, pero queremos pensar que no hemos conseguido ni un 1% de nuestro objetivo. Cuando creamos Webel, nuestro objetivo es que fuese la mejor solución a nivel mundial para contratar servicios en el domicilio. Un “game changer” que liderase la digitalización tan necesaria un sector muy tradicional. Vamos por el buen camino, pero todavía nos queda muchísimo por delante.

      ¿Cuál ha sido la anécdota más graciosa desde su fundación?

      Creo que algo que es muy gracioso y describe a la perfección la filosofía de Webel es que somos amantes de las palomitas.

      ¿Por qué? Porque cuando empezamos y no teníamos ni un euro porque todo lo gastábamos en Webel, Guillermo (socio co-fundador), haciendo números, se dio cuenta de que el alimento que más llenaba el estómago al menor precio y que fuese fácil de preparar y no requiriese estar en frío (obviamente, no teníamos nevera) eran las palomitas. Eran 25 céntimos por bolsa, es decir, 8 céntimos/persona. Al final, terminó convirtiéndose en una especie de ritual, ya que era el “momento palomitas”, donde nos sentábamos a analizar el negocio y cuáles queríamos que fuesen los siguientes pasos.

      Aún a día de hoy seguimos comiendo palomitas casi todos los días.

      ¿Cómo ves a Webel en 5 años?

      Quiero y espero que Webel sea una solución mundial y que sea útil a millones de personas.

      Nuestra obsesión es que Webel aporte valor, que realmente sea una plataforma que la gente considere indispensable en su vida porque le resuelve problemas de su día a día.

      Hemos venido a conquistar un mercado enorme y no nos ponemos ningún límite. Ya sabes, “Go big… or go home!”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

abril 2021
D L M X J V S
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930